Febrero, 2011

Qué son las Cartas Zener?

La norma Zener o cartas PES (percepción extra-sensorial), se halla integrada por 25 cartas divididas en cinco grupos de cinco, a cada uno de los cuales le corresponde un símbolo determinado: una cruz, un cuadrado, un círculo, una estrella de cinco puntas y unas líneas onduladas.



Pulse para ver al tamaño real
La Percepción Extrasensorial

La percepción extrasensorial (PES) es la facultad mediante la cual una persona obtiene un conocimiento de algún suceso o acontecimiento sin que exista ninguno de los medios habituales de comunicación.

Este tipo de percepción lo podemos dividir en dos grandes grupos: La telepatía, o existencia de una comunicación mental entre dos o más personas, y la clarividencia, o habilidad para obtener información mental a distancia. Este último grupo se puede a su vez subdividir en otros dos, según la información recibida se dirija hacia acontecimientos futuros (precognición) o hacia acontecimientos pasados (retro cognición).

En 1934 el doctor en biología Joseph Banks Rhine inició la investigación sistemática de la existencia de la telepatía, para ello utilizaba una baraja de 25 cartas dividida en grupos de 5, cada uno de los cuales presentaba una figura fácil de recordar, que pedía a sus ayudantes que trataran de adivinar. Las cartas eran un diseño de uno de sus colaboradores de la universidad Duke, llamado Zener.

Con la intención de poder emular este experimento que durante más de 50 años realizó este investigador norteamericano. Pongo a vuestra disposición dos modelos distintos de las famosas cartas Zener, uno en color y otro en blanco y negro, para que utilices el que más te guste, que deberás imprimir en 5 hojas diferentes. Te recomiendo que utilices cartulina o algún otro tipo de papel de mayor consistencia, tanto para aumentar su duración como para evitar que se trasluzcan las imágenes.

Durante las pruebas tendrás que saber distinguir entre los resultados totalmente normales, provenientes del azar, y los que supongan un índice real de PES; así un resultado de 5 aciertos de media (20 %) durante las pruebas serán despreciados, considerándose casualidad. Las pruebas las realizarás al menos 5 veces (125 cartas), bien seguidas o en distintas horas y lugares al cabo del día.




Te propongo tres tipos de experimentos, que deberán realizarse con la ayuda de otra persona:


Prueba 1.- Telepatía.

El "emisor" sacará una de las cartas del mazo y la mirará, concentrándose hasta que el "receptor" dé su respuesta. El emisor anotará tanto la carta que hubiese salido como la respuesta dada, sin avisar al receptor de los resultados hasta el final del ejercicio.


Prueba 2.- Clarividencia.

El emisor sacará una carta y la mantendrá en su mano SIN MIRARLA hasta que el receptor haya dado su respuesta. Se anotarán los resultados y se analizarán al final del ejercicio, pero no se avisará al receptor del resultado.


Prueba 3.- Precognición.

El receptor dará su respuesta ANTES de que el emisor saque siquiera una carta del mazo intentando adivinar la carta que va a salir. Como en las otras pruebas tampoco se avisará al receptor del resultado.


LAS CARTAS ZENER:

En el año 1930, un parapsicólogo americano llamado Karl Zener, creó la baraja que lleva su nombre. Se compone de 5 grupos de 5 cartas, cada una con estos dibujos:

Cruz, círculo, cuadrado, líneas onduladas, estrella.

• Puede crear usted mismo sus cartas Zener: Recorte 25 cartones blancos iguales, de la medida de una carta y con un rotulador negro dibuje en cada uno de ellos uno de los cinco signos. La baraja completa cuenta con 5 cartas de cada símbolo.

• Es imprescindible practicar por parejas. Se sientan las dos personas frente a frente. Una (el emisor) tiene todas las cartas en la mano. Extrae una carta, la mira y la posa sobre la mesa boca abajo mientras trata de comunicar la carta mentalmente. La otra persona (receptor) intentará adivinar dicha carta.

• Es conveniente que las dos personas intercambien los papeles. De esta forma ambos podrán practicar tanto la emisión del contenido de la carta como la recepción y adivinación.

• El receptor debe intentar dejar su mente en blanco para visualizar o percibir la carta, que puede llegar de manera súbita a su mente.

• El receptor no debe utilizar la razón y la lógica. Aceptará por el contrario la primera visión o pensamiento de carta.

• El receptor debe mantener una actitud relajada y abierta, sin ningún tipo de idea preconcebida sobre la posible carta que recibirá. De esta forma dejará sus capacidades abiertas y será justamente en ese estado de apertura cuando se podrá captar la emisión del compañero.

• Normalmente los mejores resultados surgen sobre la mitad del ejercicio, al encontrarse ambas personas más centradas.

• Tanto emisor como receptor, se valdrán de un pequeño estadillo donde irán anotando las cartas que van saliendo, para el primero, y las que va viendo el segundo. El estadillo se enumera del 1 al 25. Luego podrán comprobar los resultados.


VALORACIÓN DE LOS RESULTADOS:

Los resultados obtenidos siempre variarán con la práctica. El tiempo de ejercitación hará que la persona desarrolle cada vez más intensamente sus potencialidades. A modo orientativo una media de aciertos de cinco cartas de las veinticinco indica que la sensibilidad está poco desarrollada. Necesita ejercitarse más para poder desarrollar sus potencialidades más trascendentes como la telepatía, precognición o la clarividencia, entre otras.


LA PSICOMETRÍA

La psicometría se definió como tal en el año 1842. Expresa un arte psíquico que consiste básicamente en coger un objeto y captar información del mismo. La palabra psicometría proviene de los términos griegos psyque (alma) y metron (medida), por lo que significa "medición del alma".

Practicar la Psicometría resulta muy sencillo. Sólo requiere tiempo: coja con la mano pequeños objetos tales como piedras, joyas, fotos u otros objetos personales y cierre los ojos. Intente dejar la mente en blanco para permitir que surja la información, sin intentar racionalizar y analizar. Se trata de abrirse a cualquier pensamiento o intuición que nos venga del objeto que tenemos en nuestras manos.

El reconocido doctor Denton, geólogo, explicó que su esposa poseía una capacidad extraordinaria para la Psicometría y llevó a cabo con ella varios experimentos. En una ocasión le entregó un espécimen de una formación carbonífera. Tras cerrar los ojos, ella describió pantanos y árboles con las copas muy densas y los troncos escamosos, así como unos animales semejantes a ranas que existían en aquella era geológica.

Todas las personas poseen la capacidad de realizar psicometrías, únicamente se requiere coger el hábito de practicar y paulatinamente se irá percibiendo más información de los objetos o cosas. Hay quien desarrolla hasta tal punto su percepción que cogiendo la foto de una persona llega a percibir su estado de salud y otros aspectos personales.



continuará...

Página 1 de 1. Total : 1 Artículos.